Un mundo nuevo para el trabajo: inclusión de personas con discapacidad | Fundación Descubreme
Promover, facilitar y difundir la inclusión de las personas con discapacidad cognitiva

Un mundo nuevo para el trabajo: inclusión de personas con discapacidad

Proyectos del Fondo Descúbreme - 5 abril, 2021

UNPADE, con su taller de inclusión laboral sigue luchando en medio de la pandemia por vacantes para trabajadores con dispacidad de la región del Maule. 

En el corazón del Maule, específicamente en la ciudad de Talca, se ubica este proyecto ganador del Fondo Descúbreme 2019 desarrollado por la Unión Nacional de Padres y Amigos de Personas con Discapacidad Mental (UNPADE) corporación que existe en dicha ciudad desde el año 1983 y que acoge principalmente a familias de escasos recursos desde el nacimiento de sus hijos, apoyando y propiciando su plena integración a la sociedad.   

La corporación se adjudicó el Fondo Descúbreme por cuarta vez, algo que los llena de orgullo, y que demuestran el gran compromiso que tienen por la inclusión de personas con discapacidad.  Actualmente representa a seis mil familias organizadas en 32 filiales a lo largo del país.  

Con el proyecto “Un mundo nuevo para el trabajo”, fueron dieciocho los beneficiarios directos de la iniciativa, con edades que van desde los 20 hasta los 50 años. El principal objetivo fue incluir laboralmente a este grupo de personas y hacer seguimiento a quienes ya estaban trabajando, a través de 4 etapas: 

  1. Capacitar a los jóvenes en habilidades socio-laborales para acceder y mantener un puesto de trabajo. 
  1. Apoyar a las familias para que puedan comprometerse con el proceso de inserción laboral de sus hijos/as. 
  1. Sensibilizar a los empresarios ofreciendo capacitaciones en cómo abordar la discapacidad intelectual dentro del trabajo. Con esto, se busca lograr una inclusión laboral efectiva, generando convenios con diferentes empresas. 
  1. Seguimiento del proceso de inclusión laboral de los jóvenes y adultos que ya estaban trabajando y de aquellos que lograron incluirse mientras se realizaba el proyecto. 

Karen del Villar, coordinadora del proyecto, explicó que decidieron ejecutar esta idea porque “es necesario apoyar el proceso de inclusión sociolaboral de las personas con discapacidad intelectual (DI), con mayor razón en situaciones de cambio e incertidumbre como sucedió con el estallido social y ahora, con la pandemia”.  

La crisis social perjudicó la ejecución del proyecto en primera instancia, ya que no les permitió salir a hacer los recorridos de evaluación y convenios nuevos. Sin embargo, y contra todo pronóstico, se generaron varios puestos de trabajo, que se mantienen hasta el día de hoy. 

Por su parte la pandemia implicó una disminución del tiempo de ejecución de la iniciativa. “Por 6 meses llevamos a cabo el proyecto, ya que debimos suspender por la pandemia, sin embargo  los jóvenes aún mantienen sus puestos de trabajo y nosotros seguimos teniendo contacto con los empleadores”, destaca Karen. 

El desarrollo del proyecto ha significado adquirir otros convenios con empresas para, incluso, obtener acceso a nuevos puestos de trabajo, generando redes de apoyo, haciendo más conocida la institución. Los beneficiarios se sienten útiles, independientes y un aporte a la sociedad. Las familias también agradecen las posibilidades, debido a que  las personas incluidas, nunca habían trabajado de manera remunerada, lo que implicó un aporte económico en sus hogares, valorando el esfuerzo de sus hijos/as.  

Uno de los aprendizajes de UNPADE con este proyecto es que es muy importante poder contar con los recursos que se generan a través de beneficios como el Fondo Descúbreme. “Esta es una manera de sostener en el tiempo los procesos, por medio de los cuales, los y las jóvenes con DI, se convierten en personas integrales y con mejor calidad de vida”, concluye su coordinadora. 

Artículo siguiente